Como una vez exclamara: "¡A mí, hombres!", cuando acudieron algunos los ahuyentó con su bastón, diciendo: "¡Clamé por hombres, no por desperdicios!" (Vida de los filósofos ilustres, de Diógenes Laercio)







sábado, septiembre 06, 2008

DOS DISCURSOS BRILLANTES


El de Sarah Palin y el de John McCain en la Convención Republicana de Minnesota. Y de regalo, este buen artículo de Octopusmagnificens.

No hay comentarios: