Como una vez exclamara: "¡A mí, hombres!", cuando acudieron algunos los ahuyentó con su bastón, diciendo: "¡Clamé por hombres, no por desperdicios!" (Vida de los filósofos ilustres, de Diógenes Laercio)







domingo, diciembre 23, 2007

LA NAVIDAD ESTÁ EN TODAS PARTES

En la comedia romántica Love Actually (edulcorada historia que siempre recomiendo) se ve cómo Londres se prepara para la Navidad unas cuatro semanas antes del día señalado. En España, por fin, se va imponiendo la buena costumbre, y comercios y hogares se engalanan con bastante antelación al día 25, olvidando el día 22 y su celebración de lotería--hoy infumable, como ya expuse, por las horrísonas voces de las niñas--como fecha de arranque de la Navidad. La decoración navideña anticipada es blanco de feroces diatribas desde las páginas de periódicos gratuitos y faltos de decencia, como 20 minutos o Público: sus aburridos columnistas ya tienen una excusa más para quejarse de la Navidad, pues no sólo hay consumismo y derroche, también calentamiento global por culpa de la iluminación.

Siempre aguafiestas. Ebenezer Scrooge es ecologista. Puesto que los efectos del calentamiento global no se dejan sentir en nuestra tierra, habrá que adelantarlos, así que pongan luces y más luces, y no se preocupen de los cuatro petardos progresistas que se rasgan las vestiduras porque la ciudad esté decorada y luminosa. Ellos volverían con gusto a las cavernas, pero a mí no me engañan. En cuanto al consumismo, ¿qué les importará a ellos lo que la gente compre, si puede? La Navidad tiene que caracterizarse por la generosidad y la caridad hacia el prójimo, lo que incluye a los comerciantes. No obstante, sí es comprensible que haya personas a las que, por circunstancias personales, deprima la Navidad. Pero muy distinto a eso es lanzar críticas sin fundamento apoyándose en la decoración o en el consumo.

Sea como sea, la lectura obligada para las vacaciones es Canción de Navidad, de Charles Dickens, una novela corta de 1843 que vale para 2007. En el aspecto musical, los villancicos tradicionales están bien, pero el disco A Twisted Christmas (2006), de Twisted Sister, es una gran revisión de los clásicos, además de contar con una portada cutre, en la línea de la banda. Por último, ya he recomendado una película, Love Actually, emitida hace poco en la cadena pública. Sólo me queda desear lo mejor para 2008 y que no se les atragante el conejo. Felices Pascuas.

NOTA: A causa de las fiestas navideñas, no habrá actualización la semana que viene. Les veré en Reyes.

13 comentarios:

octopusmagnificens dijo...

No hay depresión que no curen un par de botellas de champán... Hasta Reyes.

Samuel dijo...

Muy recomendables y oportunas las obras que nos expone, Espantapájaros. Yo también empiezo a cansarme de la progresía aguafiestas, pero ¿verdad que la Navidad no sería lo mismo sin ella? ¡Dejemos que patalee y rellene sus periódicos! También ellos recibirán su aguinaldo, o compasiva limosna.

Feliz Navidad,
y próspero año nuevo.

Un saludo.

Aalto dijo...

Feliz Navidad y que en el año 2008 se hagan realidad todos tus deseos

El Cerrajero dijo...

Pues eso ¡Feliz Navidad!

Claudedeu dijo...

Felices Pascuas. Tomaré nota del libro.

octopusmagnificens dijo...

Especialmente todos sus deseos sexuales... Eso es lo que le deseo yo.

adam brown dijo...

look this is the "diet" i told you about you should really enter the site :) bye enter the site

Ahskar dijo...

¡Felices fiestas!

Lo cierto es que a veces me da la sensación que que su opinión es un tanto extrema. Cierto es que lo que me sedujo de este blog en sus comienzos fue precisamente, ironía y sarcasmo contra tantas cosas irritantes de la sociedad.
En este caso, creo que tu crítica contra los que piden moderación y ahorro en estas fechas, es más una pulla en respuesta a algo que se ha convertido en moda progresista, por ser precisamente moda progresista más que porque realmente sea criticable.
Seamos sinceros, el calentamiento global no es una tendencia política, no es comunismo o capitalismo, es una teoría y cada vez con más peso. Los problemas derivados del consumo excesivo, el agotamiento de los recursos y tantas otras cosas que suenan tan típicas, no son ni progresistas ni conservadoras. Son problemas reales, de los que el las últimas décadas comenzamos a ser cada vez más conscientes. No se puede despreciar con un elegante gesto de la mano, como se puede hacer con las tonterías políticas (o las tonterías de los políticos), porque no es cuestión de política.

Espero que no se me confunda con un progresista por estar en contra del consumo gratuito de bienes y energía innecesarios. Aunque sólo sea por motivos económicos, piensa el gasto público que supone la iluminación y el montaje de tantas chorradas navideñas que he visto por la calle. En el gasto para recoger los cientos de toneladas de desperdicios extra que se generan.
No es malo "consumir", el problema es el consumo innecesario, que es de lo que se abusa y mucho en estas fechas. Son fechas de derroche más que de generosidad.

octopusmagnificens dijo...

¿Qué consumo excesivo?

Ahskar dijo...

Bueno "excesivo" es algo siempre relativo, pero poniendo un par de ejemplos:

Un ejemplo. Si toda la población mundial consumiera lo que consumimos los europeos, harían falta varios planetas como la tierra para satisfacer la demanda. ¿Le parece un consumo razonable de recursos?

Pero sin entrar en polémicas a nivel global.
Si las luces de navidad son para "celebrar" ciertas fechas, no deberían usarse en esas fechas? ¿no es un consumo excesivo de energía el sencillamente tenerlas durante más de un mes puestas?

Según ese razonamiento, deberíamos tener una semana no laborable por cada día de fiesta. Eso es claramente "excesivo" ¿no?
¿o es que la energía empleada no cuesta dinero?

octopusmagnificens dijo...

Ah bien, eso es verdad. Y si toda la población mundial consumiera lo que consume Al Gore probablemente harían falta varias confederaciones galacticas. Al “y si” podemos estar jugando toda la noche.

Ahskar dijo...

No creo estar jugando al "y si...". Sencillamente son ejemplos que clarifican a que me refiero con "exceso".

Al Gore no me cae demasiado bien, sea dicho de paso, ni le considero adalid de nada más que de su bolsillo (político tenía que ser)

Ahskar dijo...

No sé si alguien lo leerá, pero voy a enlazar un artículo que habla sobre un trabajo que viene a ilustrar de lo que hablaba.
http://blogs.publico.es/dominiopublico/267/%c2%bfquien-cabe-en-el-mundo/#comment-9720