Como una vez exclamara: "¡A mí, hombres!", cuando acudieron algunos los ahuyentó con su bastón, diciendo: "¡Clamé por hombres, no por desperdicios!" (Vida de los filósofos ilustres, de Diógenes Laercio)







viernes, septiembre 28, 2007

DE LA VEGA, DE VERGÜENZA

Se supone que es la segunda al mando del Ejecutivo de un país en principio moderno, desarrollado y europeo. Sólo se supone. A los que apelan a la legalidad y a la defensa de la Corona y la Constitución, ella dedica todo su "desprecio". Les insulta e ignora. A los que proponen la secesión y traicionan a España, ella ofrece "diálogo". Cuentan con su comprensión y quiere llegar a compartir sus planes. ¿Puede haber un Gobierno más irresponsable? ¿Quiénes son aquí los extremistas? Esta mujer incapaz debería dimitir de inmediato, porque no se puede caer tan bajo.

Aprovecho para dar las gracias a Lobeznox por el premio que me ha concedido, el cual no merezco en absoluto.

4 comentarios:

Hartos de ZPorky dijo...

Es muy grave, pero aquí jamás pasa nada. Buscan la confrontación y cada vez lo ocultan menos.

octopusmagnificens dijo...

Podríamos hacer apuestas sobre si habrá o no habrá referéndum. ¿Quién se atreve?

El Cerrajero dijo...

El mejor resumen

Ahskar dijo...

Para ser sinceros:
Si todos los incapaces de la vida política tuvieran que dimitir, nos quedabamos sin clase política. (pocos se salvarían, muy pocos.)
Pero lo cierto es que si llegan a donde llegan, tanto en el gobierno como en los partidos políticos, es a base de ser como son, y nada nuevo podemos esperar de la política española (yo al menos em sorprendería el día que esta tónica cambiase)